Universidades Públicas, claves en el desarrollo de los pueblos
18 de noviembre del 2019

PUNTO DE VISTA

Universidades Públicas, claves en el desarrollo de los pueblos

b_420_0_16777215_00_images_punto-de-vista_COLUMNISTAS-Pedro-Hidalgo.jpg
Una voz en acción por Pedro Gabriel Hidalgo Cáceres 
 
A propósito de la película el Guason, nos trae una gran reflexión, Joaquín Phoenix, hace tremenda actuación, la cinta se refiere a un personaje inadaptado y por eso subversiva, capaz de convocar a una rebelión, de reír sin parar. 
Padece una enfermedad que es una forma de epilepsia llamada gelástica, en donde las crisis, producto de lesiones en diferentes zonas del cerebro, se manifiestan como risas incontroladas y sin motivos. El personaje no representa a una persona, representa a esa sociedad dolida, burlada, víctima del abuso, que vive en la pobreza, falta de empleos y oportunidades.
 
Es claro que hay una  estrategia de desmantelamiento de las instituciones; una de ellas, es arrodillar a las universidades con el presupuesto público, negarles los recursos que necesitan para poder operar normalmente es una acción miserable sea de la forma que sea. Hay por lo menos dos casos en nuestra entidad que son muy preocupantes; la UPCH, quien está vinculada con la estafa maestra; está reporto que la UIF de la SHCP inmovilizo sus cuentas bancarias, por los desvíos de los recursos realizados por la SEDATU, dejando en imposibilidad de atender los pagos de nómina y de lista de raya de la citada Universidad. Se debe perseguir y castigar a los verdaderos responsables, que en este caso no son los maestros y mucho menos los alumnos.
 
La otra, es la UJAT, quien a través de su Rector, solicita por lo menos 600 millones de pesos para poder salir este año y cumplir con los compromisos operativos y con los profesores investigadores de esta casa de estudio de donde la mayoría de los tabasqueños han sido egresados, incluido un servidor.  En esa situación 8 universidades más a nivel nacional, entre ellas la de los estados de Nayarit, Zacatecas, Morelos, Oaxaca, Michoacan, Estado de México, Sinaloa y Chiapas
 
Hay denuncias públicas de una serie de anomalías en las universidades; profesores- aviadores, investigadores que no investigan, nepotismo de rectores y personal de primer nivel, entre otras denuncias, las cuales deben ser presentadas en los órganos conducentes, ante la misma (ASF) y que se finquen las responsabilidades que correspondan administrativa y penalmente para estos y muchos otros casos. Pero paralizarlas por recursos, eso no había pasado nunca.
 
Las universidades públicas son elementos claves en el desarrollo de los pueblos, de su excelencia depende que los países puedan construir una masa crítica de profesionales al servicio del bienestar común, claro esto no va con la visión cegadora del régimen actual.
 
En palabras de la filósofa italiana Gabriella Giudici, lo define así: “un país que destruye la escuela pública no lo hace por dinero, porque falten recursos o porque sea excesivo. Un país desmonta la educación, las artes y la cultura, cuando este ya está gobernado por aquellos que solo tienen algo que perder con la difusión del saber”
 
Parece de lo más inverosímil que no haya dinero para universidades, pero si para el programa construyendo el futuro, que según informes de la STPS alcanzo un total de 900 mil becarios, con un comportamiento atípico y que no puede ser verificable debido a que no existe un padrón público y con inconsistencias en los denominados centros de trabajo y con becarios no localizados en los mismos.
 
No hay dinero para universidades, pero si para comprar estadios de béisbol, y para crear universidades patito, que solo buscan ser recintos de adoctrinamiento político y mermar la libertad de cátedra. 
 
 

Suscríbete y recibe las noticias en tu correo o WhatsApp

Ver Nuestras Políticas de Privacidad y Términos de uso
Puedes desuscribirte en cualquier momento.

{loadposition date}