El consejero electoral José Roberto Ruiz Saldaña acusó que quienes se oponen a una reforma electoral buscan mantener privilegios y el control sobre el Instituto Nacional Electoral.
19 de agosto del 2019

El consejero electoral José Roberto Ruiz Saldaña acusó que quienes se oponen a una reforma electoral buscan mantener privilegios y el control sobre el Instituto Nacional Electoral.

b_420_0_16777215_00_images_nacional_junio_oples.jpg
El consejero electoral José Roberto Ruiz Saldaña acusó que quienes se oponen a una reforma electoral buscan mantener privilegios y el control sobre el Instituto Nacional Electoral.
El consejero electoral José Roberto Ruiz Saldaña acusó que quienes se oponen a una reforma electoral buscan mantener privilegios y el control sobre el Instituto Nacional Electoral.
 
Durante el foro para la Reforma Electoral en Cámara de Diputados, el consejero apoyó la propuesta de Morena de que desaparezcan los órganos locales electorales y que sus funciones las adopte el INE.
 
En presencia del presidente del Instituto, Lorenzo Córdova, Ruiz Saldaña advirtió que el costo del sistema electoral sí es elevado y a eso hay que sumar la cultura de privilegios que subsiste en la institución.
 
“Es, ante todo, un modelo para organizar elecciones demasiado exigente en recursos financieros. Si a ello le sumamos una falta de ética pública, una incultura de privilegios y dispendios de quienes se sienten dueños del INE, no hay presupuesto que les alcance”.
 
Rechazó la idea de que la desaparición de los Organismos Públicos Locales Electorales (Oples) generará caos o que se afectará al sistema electoral del País.
 
“Condeno la retórica y falso debate entre reforma electoral o incertidumbre electoral, o la amenaza que si hay cambios llegará el caos. Solo quienes protegen intereses inconfesables y privilegios, no quieren reforma electoral que salga de su control.
 
“Saben que los cambios pueden alcanzar al INE y demoler intereses y privilegios. Saben que puede ser el fin de tantos Comités Técnicos ‘de expertos amigos’, cuando existen áreas en el INE que son precisamente las expertas. Saben que una reforma electoral puede democratizar y transparentar el ejercicio de los recursos públicos hoy solo en manos de dos personas”, aseveró.
 
Advirtió que también saben que dejaría un sistema y un modelo para organizar elecciones con el cual no podrán “justificar” más sus excesos y privilegios.
 
“En el INE, quienes defienden el statu quo ofrecen para bajar el costo del sistema electoral disminuir las prerrogativas a los partidos políticos y la utilización de urnas electrónicas”, manifestó el consejero electoral.
 
Señaló que el problema no es la cantidad de recursos que disponen los partidos políticos, sino cómo lo gastan, por lo que planteó distribuirlo con igualdad y generar incentivos para vigilarlos, en lugar de disminuirlo.
 
Consideró que la urna electrónica no garantiza la transparencia ni aporta evidencias para constatar los resultados y refirió que de la reforma debe surgir un modelo electoral con tecnología.
 
También dijo que la profesionalización de los Oples, para funcionar como el INE, tardará décadas, por lo que insistió en su desaparición.

Suscríbete y recibe las noticias en tu correo o WhatsApp

Ver Nuestras Políticas de Privacidad y Términos de uso
Puedes desuscribirte en cualquier momento.

{loadposition date}