YEKINA PAVÓN: La voz tabasqueña que alimenta el espíritu

EBYsATgXUAAw8Tp.jpg

La cantante nos platica sobre sus 45 años de trayectoria artística y sobre el ambiente
cultural en el estado.

 

Angélica Virginia Sosa Pavón (01 de marzo de 1956), mejor conocida en el ambiente artístico del país como Yekina Pavón, ha forjado su carrera como cantante a lo largo de 45 años, llevando su voz potente y elegante a todos los escenarios del país y el extranjero. Es Yekina Pavón, quien apenas a su corta edad, descubrió su verdadera vocación como a partir de que un profesor de música la puso como solista del coro de la escuela.


La artista recuerda con mucha emoción un diez de mayo. Su madre, Amada Pavón Jasso, la escucha por primera vez y desde ese momento se convierte en su cómplice y en su principal respaldo en su trayectoria musical.


“Ella me elaboraba los vestuarios y me acompañaba a mis presentaciones, además de volverse mi maestra de expresión, además de cuidarme”, rememora la intérprete de jazz.


En aquella Ciudad de México de la década de los sesenta, Sosa Pavón recuerda que en sus años mozos conoció a un sinfín de personalidades, gracias a su participación en programas como ‘Wonderlandia’, conducido por Genaro Moreno y Janett Arceo, a lo largo de dos años.

 

Pero a los 14 años, en plena flor de la adolescencia, renunció a todo por amor. Se casó. Su matrimonio duró a lo largo de diez años. En ese tiempo nace su única hija, Ericka Aguilar Sosa Pavón, madre de sus dos nietos, Dereck e Icker.


Tras su ruptura matrimonial, decidió retomar su carrera, “y ahora sí, sin parar”, expresa la artista, quien hoy reside en la capital del país.


A la edad de 24 años, comienza a presentarse en diversos escenarios musicales de la República Mexicana, conquistar a los públicos más exigentes, gracias a su voz diáfana, de sonoro poder como las acaudaladas aguas del río Grijalva y del Usumacinta. Amante del género jazzístico, su interpretación rememora los viejos barrios de Nueva Orleans, cuna del jazz.


Elegante y empática con su eterna sonrisa, Yekina Pavón se entrega por todo a su público, sin importar que la plaza sea en Barcelona, en el Ollin Yoliztli o en el teatro Esperanza Iris de su amado Villahermosa.


Yekina no para. Actualmente, se encuentra terminando un compendio de temas tradicionales de Cuba, junto con la guitarra de Macosay, entre otros músicos de gran renombre.


Con sus dotes interpretativas, la voz de Yekina envuelve endulza, seduce, emociona y apasiona, lo que pocos artistas logran cuando se plantan en un escenario.


La cantante tabasqueña se considera enamorada de la vida y fiel defensora del núcleo familiar y del amor. Yekina Pavón es una luchadora incansable, quien a través de su canto ayuda a reencontrarse con el ser interior, con aquellos, con los otros, provocando un proceso de ‘restauración y reconciliación’ persona.


Pacificadora por excelencia, así es ¡Yekina Pavón, de las mejores voces de México!

 

Hay que darles más oportunidad a los artistas tabasqueños


Nuestra entrevistada también nos platica sobre la situación cultural del estado, las redes sociales y como éstas han venido a impactar, muchas de las veces negativamente, en los hábitos de consumo de la sociedad así como en el comportamiento actual.


La intérprete de melodías como “Amor de hombre” y “Por amor”, aseveró que el gremio cultural se encuentra estancado, “porque veo que es un pequeño grupo el que está presente casi siempre; y lo peor, que son más los artistas de fuera a los que se les da espacio que a los locales y que si hay y con mucho que aportar”.


Aunque no es enemiga de la tecnología, considera que su empoderamiento en los hábitos de la sociedad actual ha perjudicado al ambiente artístico, enfatizando más los contenidos vanos, superficiales y carentes de principios y valores, “exalta lo que más nos daña como el sexo, alcohol, infidelidad, odio, venganzas”.


Y es que Sosa Pavón considera que hoy en día existe una falta de amor en el ser humano, situación que ha provocado la deshumanización en todos los sectores y, gran parte de la responsabilidad, la tienen las redes sociales.


Sin embargo, la cantante propone una sensibilización de los públicos para enseñarles a amar las artes, “utilizando, precisamente las artes para despertarles la sensibilidad y empatía”, añadió.


De pensamiento proactivo, Yekina Pavón propone incluir en preparatorias del estado y todo el país el programa “Avívate”, donde se celebran conciertos, conferencias de principios y valores.

 

Por Marissa Perea

 


 

              

    

   

{loadposition date}